Etiquetar el mundo para conocerlo mejor

No podemos huir de las etiquetas porque son necesarias para conocer el mundo que nos rodea y porque nuestro cerebro conoce las cosas mediante la categorización. Por Roberto Prada.

No sin evidencia

La evidencia científica es un pilar de la medicina moderna, resultando inaceptable la aprobación de compuestos o procedimientos que no hayan demostrado su eficacia. Manifiesto de #NoSinEvidencia

¿Sabes qué es el estrés?

Averigua de dónde proviene esta palabra que mucha gente usa en distintos sentidos y qué perspectivas teóricas existen para el estudio de este complejo proceso natural y adaptativo. Por Roberto Prada.

Importancia de la metáfora en la ciencia

Es habitual pensar que solo es una figura literaria, pero todos la usamos con frecuencia y en la ciencia es importante por su valor pedagógico y divulgativo así como por su capacidad de síntesis explicativa. Por Roberto Prada.

17/1/12

Sexualidad y cultura


La sexualidad hace referencia a la manera en que nos relacionamos con nuestro cuerpo más allá de las relaciones sexuales propiamente dichas. Para la Organización Mundial de la Salud, la sexualidad humana engloba de forma amplia aspectos como el erotismo, la intimidad y el placer. La vivimos y la expresamos a través de pensamientos, acciones, deseos y fantasías. Pero si bien la existencia de sexualidad es universal por ser condición humana, sus características concretas, el tipo de pensamientos, acciones, deseos y fantasías que se producen, es algo que varía según las culturas y el contexto histórico en el que se desarrolla. Incluso dentro de una misma cultura también hay diferencias, entre pueblos y entre individuos. Y no solo cada persona tiene su propia sexualidad, sino que además ésta va cambiando para esa misma persona con la edad.

María Elena Collado, antropóloga y directora de Comunicación y RRPP de la Asociación de Antropólogos Iberoamericanos en Red (AIBR), Juan Jesús Vallejo, periodista e investigador y autor de Breve historia del antiguo Egipto, y Guillermo Fouce, doctor en Psicología, psicólogo social y presidente de Psicólogos sin Fronteras, explican algunas diferencias culturales en el terreno de la sexualidad para Psychologies Magazine (núm 80).

La diferencia quizá más acusada la encontramos en el tiempo, con un antes y un después del cristianismo en Occidente. En prácticamente todas las culturas de la Antigüedad, como la egipcia, el sexo se veía de una forma sagrada, pues en él residía la esencia de la vida. Se experimentaba con una naturalidad que ni siquiera hoy día tenemos. Como explica Vallejo, por ejemplo las orgías estaban bien vistas y aunque las parejas eran monógamas, ello no era incompatible con la profusa existencia del concubinato y la prostitución. La felación y el coito anal casi con toda seguridad eran considerados una forma de sexo seguro para evitar embarazos no deseados. En cambio la masturbación femenina estaba mal vista porque se consideraba un desprecio hacia el hombre, que era el dueño y señor de la casa, y después de mantener relaciones sexuales dormían en habitaciones separadas para no mezclar sus sueños, que marcaban la parte mágica de sus vidas.

En la cultura griega tampoco se ocultaba casi nada y las orgías y los prostíbulos eran fuente de disfrute normal. Al parecer, según cuenta Fouce, «el máximo disfrute era entre un efebo y su maestro, que le instruía en las artes del amor, el arte y la guerra». Aunque no se menciona en la revista, de aquí es de donde proviene la palabra pederastia, pero en aquel entonces no tenía las connotaciones negativas que le otorgamos hoy. Era una práctica muy habitual no exenta tampoco de ciertas regulaciones morales. También debemos mencionar aquí el lesbianismo o safismo, términos que provienen de la poetisa Safo de Lesbos, la cual escribió numerosos poemas que describían el amor entre mujeres. Pero también hay que tener en cuenta que todo esto corresponde al modo de vida de los ciudadanos libres y que de los esclavos, que representaban la mayoría de la población, se desconoce cómo vivían su sexualidad.

En el artículo de la revista no se menciona la sexualidad romana, de la cual se saben muchas cosas. Un breve resumen para hacerse una idea somera de cómo era en términos generales lo podemos leer aquí. Era una sociedad muy promiscua y liberal, donde la homosexualidad y las relaciones extramatrimoniales estaban bien vistas, siempre que se cumpliesen de acuerdo a ciertos códigos o normas sociales. El matrimonio era más una cuestión de estatus social que de amor, el cual además no tenía gran valor porque se consideraba que disminuía la capacidad racional del ser humano. El sexo y la lujuria eran fuentes de realización personal en una sociedad marcada por un fuerte carácter hedonista.

Y entonces llegó el cristianismo. Como explica Vallejo, «es a partir del judaísmo cuando la monogamia se hace forzosa, y como el cristianismo nace como secta y separación del judaísmo, la hereda». Y pasamos de vivir la sexualidad con casi total permisividad a, de repente, satanizarla, porque el propio impulso sexual, lejos de ser considerado algo natural, era "demonizado", esto es, enviado por el propio Satanás como tentación para apartarnos de la vida recta. «El concepto filosófico en Roma era completamente distinto, algo así como 'disfruta el sexo todo lo que quieras para que tu mente pueda estar libre para otras cosas'». Los expertos están de acuerdo en que lo que más ha dejado huella en la manera de concebir el sexo en Occidente es el cristianismo, una religión originada en el seno de una cultura muy restrictiva y represiva. En esta tradición, «la sexualidad viene a ser asimilada al pecado y la mujer, la Eva del pecado original, al mal», explica María Elena Collado. De la condena del sexo que hace la Iglesia ya hemos hablado en este blog en otras ocasiones, por ejemplo aquí o aquí.

¿Y en Oriente cómo está el tema? Pues lejos del imaginario de ensoñación con el que a veces tendemos a envolver a Oriente, quizá por influencia del cine y el arte, que nos transmiten solo ciertos elementos que no representan de forma completa su realidad cultural, lo cierto es que las costumbres sexuales allí son distintas en cada región, «con lugares donde están en la Edad Media (con dotes, castigos o un papel de la mujer completamente marginal) y otros que tienen expresiones culturales y sexuales diferentes», explica Vallejo. Hay países, apunta María Elena Collado, con leyes raras como por ejemplo Líbano, donde los hombres pueden practicar la zoofilia, pero solo con hembras, estando las prácticas sexuales con machos penadas con la muerte. En Barheim los médicos no pueden mirar directamente los genitales femeninos de sus pacientes, tiene que ser por medio de espejos. Los musulmanes no pueden tampoco mirar los genitales de un cadáver, ni siquiera los funcionarios de funerarias, por lo que los órganos sexuales de los difuntos están siempre cubiertos con un ladrillo o un trozo de madera. Pero leyes extrañas en relación con el sexo las hay también en algunos estados norteamericanos. Aquí hay una lista de 30 leyes sexuales que incluye países de todo el mundo. De Oriente lo que más de moda está estos últimos años quizá sea el tantrismo, un "yoga sexual" que añade al sexo una dimensión filosófica y mística, con técnicas específicas de preparación física y mental y de aplicación en el encuentro sexual, una mezcla de espiritualidad y cuerpo muy propia del hinduismo.

3 comentarios:

Sergio dijo...

Buenísima recopilación del binomio cultura y sexo y sus diversas perspectivas y evolución. Por suerte cuando era pequeño (10,... 12 años) me impartieron clases de educación sexual dentro de jornadas puntuales de una asignatura que no soy capaz de recordar; sin duda era cultura.

anakyn dijo...

Gracias. La educación sexual, y su pariente, la educación emocional, creo que son dos asignaturas pendientes en el mundo moderno civilizado, al menos en Occidente.

AlejandroGTRex dijo...

Esta Excelente Buena La Información !!!_😁 :v

 

Directorios


imagen
Directorio de blogs en España Booster Blogs The House Of Blogs, directorio de blogs Directorio de blogs Directorio de blogs Directorio de Blogs

COLABORACIONES

Premios personales